Desbloqueo

Tengo el gusto de compartir con vosotros que el otro día me lancé. Cogí un lienzo al azar y empecé a pintar. Estaba harta de llevar tantos días sin hacer nada. Creo que esta vez el desbloqueo ha sido por estar cansada de estar bloqueada. Tengo que decir que me han ayudado. Las expectativas me la estaban jugando. Estaba muy nerviosa, ya que el viaje de Lanzarote fue una pasada y me ayudó/inspiró muchísimo. Pero ahora, en Barcelona… ¿Cómo iba a plasmar todo eso? Sin la brisa del mar, sin esos contrastes, sin los colores. La verdad es que los estudios in situ y las muchas fotos que saqué me han ayudado. Y al final pensé (me dijeron) PINTA. Y allí empecé a garabatear, a lanzar pintura. Todo lo vivido en Lanzarote no se había perdido, estaba dentro de mí. No tenía que pensar demasiado, tenían que ser mis manos, sin juzgarme, ellas solas plasmarían lo que fue. La verdad es que estoy muy contenta con lo primero que ha salido. Ya ha secado y me lo miro con cariño, «el desbloqueo». No os quiero poner muchas fotos porque si no pierde la magia, pero ya he dado un pasito más para la Expo de Lanzarote.

Detalle del cuadro

La verdad que una de las cosas que me ha ayudado y he disfrutado es pintar con los oleos COBRA. Son unos oleos que son miscibles al agua. Yo cuando aprendí a pintar al oleo me aburrió muchísimo todos los medios que se necesitan para poder pintar. Además de lo molestos que son para el olfato y la respiración. Estos oleos se utilizan con agua, así que he disfrutado como nunca. Y finalmente he visto plasmada todas las propiedades del óleo, más brillantez, más textura, más vibrantes y más duraderos.